El almacén de ramos generales que resiste

Las paredes bien altas y gruesas, el farol en el medio del frente, un cartel de lata de Coca Cola, ya desteñido, y al costado, una callecita sin salida, sobre cuya vereda algunos clientes dejan el caballo “estacionado”. Amboy es uno de los más antiguos pueblos de Calamuchita y conserva no sólo la impronta, sino los hábitos sociales del pasado. El negocio de Haydee Jaime (80) tiene un siglo y sigue ofreciendo de todo, incluido bar, y tiene hasta los caballos “estacionados” en su frente. Carina Mongi* Ciudadanos