Para Verónica Ojeda, hay vida después de Maradona

12/01/2017 -

"El Duende Guardián", un musical con artistas de 7 años en adelante, es el nuevo desafío actoral de Verónica Ojeda en Mar del Plata. Después de debutar el año pasado con un osado "Sorpresas", en esta temporada, la ex de Diego Maradona optó por otro género.

En una entrevista exclusiva con EL LIBERAL habló de su presente.

-¿Cómo vives esta experiencia de protagonizar un infantil?

-Es una experiencia bellísima que la volvería a hacer cuantas veces me lo soliciten. "El Duende Guardián" me lleva al mundo de los niños, un lugar de paz, de amor e inocencia. Me permite desconectarme del mundo de los adultos donde, muchas veces, reina el desamor y desaparece la inocencia y aparecen ambiciones desmedidas, intereses creados y seres inescrupulosos que te hacen la vida imposible. Hacer este infantil es una hermosa experiencia como lo es también trabajar con niños.

-¿Fue Dieguito tu musa para hacer "El Duende Guardián"?

-Mi hijo es el que me motivó a realizar este espectáculo, totalmente distinto al del año pasado. Yo vivo para y por Dieguito y el resto me va y me viene. Me interesa mi hijo, que está creciendo y compartiendo con su familia. Dieguito es un gran bailarín, es un niño que me ha cambiado la vida. A partir del 15 de febrero próximo, voy a vivir una maravillosa experiencia junto con mi hijo: comenzará la escuela. Es algo maravilloso para nosotros.

-¿Te lo propusieron o vos llevaste la propuesta para hacer "El Duende Guardián"?

-Carlos "Peton" Vinciguerra (productor con el cual ya había trabajado) ya me había comentado, en el 2016, que quería hacer un infantil conmigo. Yo acepté inmediatamente y aquí estamos con esta maravillosa propuesta. A "Petón" le gustan mucho los infantiles. Y esto me hace feliz.

-¿Este cambio de registro en lo actoral es prueba y error o un desafío?

-Es trabajo, primero y principal. Y también un prueba, una prueba de saber que puedo dar más de mí y que mi vida no es sólo Diego Maradona sino demostrar que hay vida después de él. "Sorpresas", primero, y ahora "El Duende Guardián", me confirman que no estuve equivocada al tomar esta decisión de incursionar en la actuación. Tengo vida, una hermosa vida, alejada de Maradona. Estoy trabajando independientemente de todo. Gracias a Dios tengo mucho trabajo y estoy con gente que genera mucho trabajo.