Protesta por escasez de agua es ciudadana y no es política

Las protestas por la escasez de agua que derivaron en el anuncio de un paro cívico de la Federación de Juntas Vecinales (Fejuve) de La Paz es de carácter ciudadano y no tiene carácter político, aseguraron parlamentarios opositores.

MOLESTIA VECINAL

Día que no se soluciona el desabastecimiento del agua en las laderas este y sur de la ciudad de La Paz es otro día más que crece el malestar de la población afectada. En el cabildo efectuado la noche del martes se dio al Gobierno el plazo de 72 horas para que solucione el conflicto, aleje del cargo a la actual ministra de Medio Ambiente y Agua, Alexandra Moreira, entre otros pedidos, caso contrario se convocará a un paro cívico.

Todos estos pedidos de la Fejuve, liderada por Edit Montenegro, están plasmados en una carta enviada al presidente Evo Morales, solicitando también una reunión con el Mandatario y en caso de no recibir respuesta alguna, se procederá con el paro cívico.

MOVIMIENTO CIUDADANO

En ese contexto, la diputada de Unidad Demócrata (UD), Jimena Costa, afirmó que el paro cívico es un movimiento ciudadano, porque en las protestas no solo están los dirigentes vecinales si no la gente que sufre el desabastecimiento del líquido vital.

“Las movilizaciones que se dan en la ciudad de La Paz se está tornando en protesta ciudadana, no solamente de actores corporativos (dirigentes) que son los que se movilizan y usan el mecanismo de protesta, porque no tienen los recursos que tiene el Gobierno para hacer propaganda en medios de comunicación”, señaló.

Costa explicó que la gente convoca a movilizaciones, porque es el único recurso que tiene para dar conocer las demandas del agua, a través de las coberturas de los medios de comunicación, ya que los dirigentes no cuentan con recursos económicos para emitir propagandas por televisión, radio y medios escritos, en contraste con el Gobierno que a diario difunde varios spots y propagandas tratando de minimizar el impacto por la carencia del agua.

NECESIDAD BÁSICA

Para el diputado suplente de UD Rafael Quispe la protesta y movilización es el único mecanismo que tiene la población para expresar su molestia, cuando la administración estatal no cumple con la dotación de servicios básicos y derechos fundamentales establecidos en la Constitución Política del Estado.

En tanto, el diputado Tomás Monasterios de UD afirmó que la protesta y movilización de los paceños es la única manera en que el Gobierno haga una lectura adecuada de lo que está aconteciendo en el país y comience a generar mecanismos para que el líquido vital llegue a los domicilios nuevamente.

“Mi respaldo total a los vecinos de La Paz, porque hace siete años que vivo en la ciudad de La Paz y es increíble como hay escasez de agua en las casas por falta de políticas públicas para garantizar el consumo del líquido vital”, indicó.

OFICIALISMO

Por su parte, el senador oficialista René Joaquino recomendó al Gobierno central trabajar en la reformulación del Presupuesto General del Estado para asignar más recursos al tema del agua, medida que puede hacerse efectiva desde el 1 de enero de 2017, tomando en cuenta que se asignó menos del 04 por ciento para recursos hídricos.

Dijo también que las movilizaciones de las juntas vecinales de la ciudad de La Paz no ayuda en nada al conflicto del agua. “Me parece que deben reflexionar, porque un paro cívico perjudicará más a La Paz”, afirmó.