Banco Mundial defiende imparcialidad de Doing Business, pero anuncia revisión externa a datos de Chile

El Grupo Banco Mundial salió a defender la imparcialidad de su informe Doing Business, tras la polémica generada por el economista jefe de la institución, Paul Romer, quien en una entrevista con el diario Wall Street Journal dijo que el cambio en la metodología del informe pudo perjudicar a la administración de Michelle Bachelet y que pudo haber una motivación política.

“En sus quince años de existencia, el índice de Doing Business ha sido una herramienta invaluable para los países que buscan mejorar su clima de negocios, dando seguimiento a miles de reformas. Desde que desarrollamos este informe crucial, Doing Business ha sido sometido a una serie de revisiones, tanto internas como externas, y siempre buscamos nuevas formas de refinar y fortalecer su metodología”, expuso el organismo a través de un comunicado.

“Es importante señalar que tratamos a todos los países por igual en nuestra investigación y los indicadores y la metodología de Doing Business están diseñados sin tener a ningún país específico en mente, sino para que el clima de negocios en general pueda mejorar”, aclaró la institución.

“Los indicadores se basan en datos duros, como las tasas impositivas reales y la legislación aprobada, y están sujetos a validación interna y externa. Los datos objetivos no están sujetos a influencias políticas”, expresó el Banco.

Pero a pesar de esa defensa a su índice, de todos modos anunció una revisión externa de los datos de nuestro país. “En vista de las preocupaciones expresadas por nuestro economista jefe Paul Romer en los medios y nuestro compromiso con la integridad y la transparencia, llevaremos a cabo una revisión externa de los indicadores correspondientes a Chile en el informe Doing Business”, concluye el texto.

El comunicado no hace referencia a ningún otro país afectado.