“Hice lo posible por conservarles la vida”: controladora aérea de tragedia de Chapecoense

Miguel Alejandro Quiroga Murakami, piloto del avión de la compañía LaMia de Bolivia en el que viajaba el club brasileño Chapecoense, reportó a la torre de control del aeropuerto de Medellín una falla eléctrica total y una escasez de combustible antes de estrellarse.

“Señorita, Lamia 933 está en falla total, falla eléctrica total, sin combustible”, afirma Quiroga al identificarse como el piloto de la aeronave accidentada.

La torre de control estaba a cargo Yaneth Molina, quien tuvo comunicación con el piloto del avión antes del accidente.

Tras la tragedia, Molina hizo pública una carta en la que manifiesta cómo percibió la situación. 

“Por mi familia y por este trabajo que valoro y respeto, puedo afirmar con absoluta certeza que de mi parte hice lo humanamente posible y lo técnicamente obligatorio para conservarle la vida a esos usuarios del transporte aéreo”, aseguró.

Vea aquí la carta

Este audio confirmaría la versión inicial entregada por el copiloto de Avianca, Juan Sebastián Uscategui.