Torrecilla, el gesto de Poyet, la llegada de Víctor y su futuro

Miguel Torrecilla también ha tenido palabras durante su intervención para los dos ocupantes del banquillo verdiblanco. El que lo fue hasta la jornada 11 de Liga, y el que lo es ahora. Sobre Gustavo Poyet, y el hecho de que ya haya encontrado otro banquillo, concretamente el del Shanghai Shenhua chino, el director deportivo ha comentado: "Me alegro que Poyet haya encontrado trabajo pronto. Por su capacidad no me sorprende, sé que tenía otras opciones aparte de esa. En las negociaciones había la posibilidad de un gesto y pagar menos sí iba a otro club. Hay que agradecer ese gesto a Gustavo y desearle toda la suerte del mundo".

Ahora, con la llegada de Víctor Sánchez del Amo, Torrecilla ve al equipo con otro aire. "La llegada de Víctor ha supuesto un cambio en dinámica de trabajo, otros mecanismos, un cambio de sistema... Esa manera de actuar se busca ya que sean memorizadas. El equipo está en la búsqueda de los mecanismos de Víctor. Son cosas que van descubriendo y están trabajando", ha comentado.

Desgranando al nuevo entrenador del Betis, Torrecilla ha incidido en su capacidad para tener todo controlado: "Víctor es muy metódico. Cuida todos los detalles, el equipo sale al entrenamiento con la información de lo que va a trabajar. Utiliza el vídeo para convencer al jugador. Refuerza las virtudes, él basa ese análisis potenciando las virtudes del equipo. Su cercanía es importante, conocía la ciudad y se ha adaptado muy rápido. Él se ha subido a un proyecto en marcha y eso es muy difícil".

La decisión del cambio de entrenador: "Hemos tomado decisiones basándonos en variables. La conexión con la grada nos costó desde el primer partido. Tomo decisiones en base a muchas cosas, era difícil comprender que el equipo no conectara con la grada. Ahora es diferente, pero hay que trabajar para que no se pierda, que la grada vea que el equipo no se conforma y quiere crecer".

Su trabajo en el Betis: "Creo que he aportado mucho compromiso a la plantilla. Es un plantel que ha aportado polivalencia. Con un cambio de sistema ha habido una adaptación rápida. Es una plantilla que ha sabido a adaptarse a tener menos posesión de balón y sacar otras armas. El equipo ha estado en los partidos, las circunstancias nos ha llevado a ganar o perder. Competimos en un partido difícil como el derbi. Hay margen de mejora. Los errores hay que analizarlos al final. Una plantilla tiene 38 momentos para transmitir cosas. Hemos pasado el primer tercio, nos queda tiempo para disipar dudas. Mi margen de mejora es diario, intento analizarme cada día. Esta noche veré la rueda de prensa y veré mis contestaciones. Me considero un director deportivo con canas pero joven. Tengo que pensar que tengo margen de mejora, y quiero mejorar en el Betis. He venido para estar aquí diez años, no estoy aquí de paso".