El hijo del presidente estrella el coche y pide la inmunidad a su padre

El hijo del director ejecutivo de la Oficina de Propiedad de la UE, alega este privilegio tras ser imputado por conducir sin carné, ebrio y estrellar el coche

La Audiencia de Alicante lo rechaza y apunta que la inmunidad es aplicable solo a las actividades propias del funcionamiento de la entidad

La Audiencia Provincial de Alicante ha tenido que intervenir en un asunto dispar como pocos. De hecho, es el único que ha tenido que resolver de esta naturaleza. El protagonista es el hijo del director ejecutivo de la Oficina de Propiedad Intelectual de la Unión Europea (EUIPO) -antes conocida como OAMI- encargada de gestionar las marcas de la UE y su petición, casi convencimiento, de que es inmune ante la Justicia.

Según ha podido saber EL MUNDO, el joven pretendía echar mano de esta condición para esquivar la responsabilidades penales por las que está siendo investigado tras ser sorprendido borracho y sin carné de conducir, tal como atestigua la instrucción que se sigue en un juzgado alicantino.

El hijo de António Serge de Pinho Campinos -imputado en este momento por un delito contra la seguridad vial- entendió que gozaba de inmunidad diplomática por el cargo de su progenitor y así lo trasladó al magistrado instructor, quién denegó su solicitud de manera casi instantánea. Eso fue a finales del mes de septiembre.

Después, lo elevó a la Audiencia Provincial de Alicante, que acaba de pronunciarse sobre tan particular cuestión. Los magistrados han respaldado a su compañero y han negado al joven ese privilegio.

La Audiencia tumba así sus pretensiones porque, según ha podido saber este periódico, lo que ocurrió forma parte del ámbito privado del chico y no de ninguna actividad oficial. El auto, del que ha sido ponente la magistrada María Cristina Costa Hernández, deja muy claro que la inmunidad únicamente es aplicable a las actividades que forman parte del funcionamiento de la EUIPO, nunca a las ajenas.

De hecho, hace varios meses un trabajador de la agencia europea de patentes y marcas presentó una querella contra Campino y un juzgado de Alicante tuvo que elevar una consulta sobre si la persona querellada puede beneficiarse de esa inmunidad o este privilegio sólo va en interés exclusivo del organismo, en este caso de la Comisión Europea. Este debate se abrió porque afectaba directamente al director ejecutivo de la institución y a sus funciones como tal. El caso de su hijo es distinto, tal como establecen los jueces.

Los hechos que han provocado un encontronazo con la Justicia del joven se produjeron este verano en Alicante. Al parecer, circulaba a gran velocidad por una de las calles de la ciudad junto a un acompañante. En un momento dado, su Mini se estrelló y ambos abandonaron el vehículo. El chico se fue a su casa donde, horas después fue localizado por la Policía. Iba al volante ebrio y sin licencia para conducir, tal como revelan las diligencias que se siguen en su contra. Quedó imputado.

Desde el primer momento, el joven alegó la inmunidad diplomática que cree que le corresponde por ser hijo del presidente del organismo para librarse de la acción de la Justicia. Pero el instructor, primero, y la Audiencia Provincial de Alicante, después, han cerrado esa puerta. El criterio es que el joven no tiene ese privilegio en su vida personal.

alicante, mini, el mundo, comisión europea

Fuente: EL MUNDO