Bancos responden con créditos y donativos a emergencia por sismo en México

México, 22 sep (EFE).- Créditos de emergencia, retiros de efectivo en cajeros sin comisión y la oferta de duplicar donativos de ciudadanos marcan estos días la respuesta de la banca al poderoso terremoto que sacudió el centro de México el martes pasado.

La filial mexicana del banco español Santander dará créditos de emergencia para gastos inesperados por el sismo con facilidades como demorar los pagos hasta el inicio del próximo año, además de no tener costos de apertura ni de avalúo por la propiedad en garantía.

Con un plazo de 10 años, estos créditos se podrán solicitar hasta finales del mes de noviembre y serán aplicables solo en los municipios afectados por el terremoto, explicó el banco en un comunicado.

La posibilidad de créditos se ha sumado a las medidas de la banca desde el día del movimiento telúrico de magnitud 7,1 en la escala de Richter y que comenzaron con la posibilidad de retirar dinero de cajeros sin comisiones.

El terremoto causó el cierre temporal de 168 sucursales en los estados de México, Puebla, Morelos y la capital mexicana, para permitir la revisión de las estructuras de sus instalaciones, informó la Asociación de Bancos de México.

Además, la mayoría de los bancos, como Banamex, Banorte, BBVA Bancomer e Inbursa, mantiene abiertas las posibilidades para recibir donativos, algunos prácticamente con la oferta de duplicarlos.

El banco BBVA Bancomer ha donado a la Cruz Roja Mexicana diez millones de pesos (unos 564.000 dólares) para ser utilizados durante la emergencia en los estados afectados.

La Fundación Carlos Slim anunció, además, que entregará cinco pesos por cada peso donado que reciba a través del banco Inbursa y las empresas Teléfonos de México y Telcel, ambas propiedad del magnate mexicano.

Además de la banca comercial, empresas como Google, Walmart México, The Home Depot e instituciones como la Unicef y organizaciones como Save the Children México mantienen abiertas plataformas para recibir donativos. EFE