Rugía fuera de la cancha y raspaba dentro de ella

De un carácter bastante peculiar como solo él podía tenerlo; idolatrado por los auriazules, pero odiado por los rivales. Así era Roberto Cabañas, fanático hincha del Xeneize y sin pelos en la lengua a la hora de hablar del acérrimo rival, River Plate.

Lo calificaban como el “Villano” al que ningún rival quería enfrentar, por su dureza, no solo dentro sino que también fuera de las canchas. Frases como: “No conozco a nadie de River, pero cualquiera que tenga esa camiseta es mi enemigo”, antes de cada clásico, hacían hervir en nervios a los aficionados del conjunto Millonario.

SIEMPRE POLEMICO

No jugó mucho en Boca Juniors, pero los más de 60 partidos y los 17 goles que anotó le bastaron para adjudicarse cierta paternidad sobre figuras de la “Banda Roja”. “Astrada y Hernán Díaz serán mis hijos toda la vida”, solía decir Cabañas, refiriéndose a jugadores del conjunto “millonario”.

Tras su fallecimiento se sacaron del baúl del recuerdo varias polémicas frases que el “Mago” expresaba cuando le tocaba hablar del rival. Aquí recopilamos algunas de ellas.

1- “Astrada y Hernán Díaz serán mis hijos toda la vida”, sostenía Cabañas.

2-Los hinchas de Boca se acuerdan del título de 1992, que para mí fue muy importante porque quedamos en la historia del club. Y también de los partidos con River. Yo me acuerdo de todos. Si les ganábamos siempre”.

3-“Boca es muy respetado en todo el mundo y ya está acostumbrado a jugar este tipo de partidos de Copa. Vos decís Argentina y te responden Boca. Y lo digo yo que vivo en Colombia y he viajado por muchos países. Yo jugué en Francia y allá por ejemplo nadie conoce a River.  Afuera no lo conoce nadie. A Boca, en cambio, todo el mundo. Y no lo digo solo yo. Eso lo dicen todos”.

4-“Y qué querés, si son gallinas”(cuando le preguntaron por qué River Plate no podía ganarle a Boca durante la decada del 90).

5- “Cuando River descendió me dio alegría”, había manifestado.

6- “En los clásicos uno tiene que saber jugar con todo. Yo por ejemplo les decía a mis compañeros antes de salir a la cancha que estuvieran tranquilos, que me dieran la pelota a mí que yo iba a hacer que ellos entraran en mi juego. Entonces los charlaba, les decía cosas y se ponían nerviosos. Y los resultados evidentemente fueron buenos, ya que a River, mientras yo estuve, le ganamos ocho o nueve partidos al hilo”.

7- “River es grande en institución, pero chico como equipo. No tiene jugadores de jerarquía. Boca Unidos le ganó a River con el nombre. Se asustan al escuchar Boca”.

8- “Yo creo que son todos pechos fríos”(Cuando le preguntaron qué diferencia había entre los jugadores de River de su época como futbolista y los actuales).

9- “No conozco a nadie de River, pero cualquiera que tenga esa camiseta es mi enemigo”, decía