Una patinadora canadiense salva a perros criados para ser comida en Corea del Sur


La patinadora artística canadiense Meagan Duhamel planea llevar a su patria no solo una medalla de oro, que ya ha ganado en la competencia por equipos en los Juegos Olímpicos de Pyeongchang, sino a un perro que va a salvar de una granja canina, que comercializa su carne, algo común en Corea del Sur, informa New York Post.

La joven ha comentado que llevará al animal a Canadá, donde se encontrará con sus otros dos perros y un gato.

Now that Mootae is free from the Korean Dog Meat Industry, he enjoys lounging in the sunshine in the safety of his home 🐕❤️ #Mootae #koreandog #freekoreandogs #adoptdontshop #mansbestfriend #chiweenie #chiweenielife #Saturdaylife #doglife #doglove 🐾

Публикация от Meagan Duhamel (@meaganduhamel) Фев 3, 2018 в 12:53 PST

El febrero del año pasado Duhamel también regresó de Pyeongchang, donde compitió en las pruebas para los Juegos Olímpicos, con un perro, criado para ser sacrificado en uno de los restaurantes surcoreanos. En aquel entonces la organización Free Korean Dogs, que se dedica al rescate de perros de granjas coreanas, unió a Duhamel con su amado Moo-tae, transportando al can ocho horas para que conociera a la deportista.

Después de los Juegos Olímpicos, Duhamel planea quedarse en el país asiático durante algún tiempo para tratar de cerrar varias granjas caninas. La patinadora espera que otros atletas hagan lo mismo.

La patinadora artística canadiense Meagan Duhamel planea llevar a su patria no solo una medalla de oro, que ya ha ganado en la competencia por equipos en los Juegos Olímpicos de Pyeongchang, sino a un perro que va a salvar de una granja canina, que comercializa su carne, algo común en Corea del Sur, informa New York Post.

La joven ha comentado que llevará al animal a Canadá, donde se encontrará con sus otros dos perros y un gato.


Now that Mootae is free from the Korean Dog Meat Industry, he enjoys lounging in the sunshine in the safety of his home 🐕❤️ #Mootae #koreandog #freekoreandogs #adoptdontshop #mansbestfriend #chiweenie #chiweenielife #Saturdaylife #doglife #doglove 🐾

Публикация от Meagan Duhamel (@meaganduhamel) Фев 3, 2018 в 12:53 PST

El febrero del año pasado Duhamel también regresó de Pyeongchang, donde compitió en las pruebas para los Juegos Olímpicos, con un perro, criado para ser sacrificado en uno de los restaurantes surcoreanos. En aquel entonces la organización Free Korean Dogs, que se dedica al rescate de perros de granjas coreanas, unió a Duhamel con su amado Moo-tae, transportando al can ocho horas para que conociera a la deportista.

Después de los Juegos Olímpicos, Duhamel planea quedarse en el país asiático durante algún tiempo para tratar de cerrar varias granjas caninas. La patinadora espera que otros atletas hagan lo mismo.