Testigos: Suicida ataca a fuerzas de seguridad en Yemen

La filial del grupo extremista Estado Islámico en Yemen se atribuyó la responsabilidad por un ataque con coche bomba contra fuerzas de seguridad el martes en la ciudad portuaria de Aden, en el sur del país. Al menos seis personas fallecieron y docenas más resultaron heridas.

El atentado tuvo lugar en un edificio en el distrito Sheikh Othman, en el centro de la ciudad. Residentes a varios kilómetros (millas) de distancia escucharon la gran explosión y vieron una columna de denso humo negro saliendo del lugar. El incidente causó pánico en esta zona densamente poblada, que está llena de escuelas, mercados y vendedores callejeros.

Varias ambulancias se apuraron para llegar al lugar del ataque. El edificio quedó seriamente dañado y había escombros y restos humanos esparcidos por la zona.

Según funcionarios sanitarios, seis soldados fallecieron, pero las autoridades creen que la cifra de víctimas mortales podría aumentar. Las fuentes hablaron bajo condición de anonimato porque no estaban autorizadas a hablar con la prensa.

La rama del grupo EI en Yemen se atribuyó la responsabilidad en un comunicado emitido horas después del ataque. La nota identificó al suicida como Abu Hagar al-Adani, lo que indica que era natural de Aden.

El edificio atacado era el centro de operaciones del Security Belt, un grupo entrenado en Emiratos Árabes Unidos que está asociado con las fuerzas gubernamentales. Emiratos es uno de los pilares de la coalición liderada por Arabia Saudí, que respalda al presidente Abed Rabbo Mansour Hadi y libra desde hace dos años una campaña de bombardeos aéreos contra los rebeldes chiíes, conocidos como hutíes, que tomaron la capital Saná en 2014.

El atentado fue el segundo cometido por la milicia radical en Aden en menos de dos semanas. El 5 de noviembre, los extremistas atacaron un complejo de seguridad, mataron a 18 personas, capturaron el edificio y tomaron rehenes.

El incremento de la violencia coincide con los ataques aéreos de la coalición saudí contra los hutíes en el norte de Yemen, que causaron miles de víctimas civiles.

En la provincia occidental de Taiz, la coalición alcanzó una emisora de radio en el monte Arous a primera hora del martes, matando a cuatro mujeres y a un guarda. La radio, Watani, está gestionada por el partido islamista Islah, la rama de la Hermandad Musulmana en Yemen, que está en contra de Emiratos.

Un día después de que la coalición diese marcha atrás en su decisión de cerrar todos los puertos y aeropuertos de Yemen, el aeródromo internacional de Aden reabrió sus puertas el martes y recibió su primer vuelo, procedente de El Cairo.

No se pierda ninguna historia local.

Inscribase para obtener acceso digital ilimitado a nuestro sitio web, aplicaciones moviles y el periodico digital.